jeudi 2 juillet 2015

Dudas y Cuestiones (44)




En todo el Mediterráneo
carcomido por la corrupción y el desafecto político,
como en los peores días de decadencia del imperio romano,
resuenan como esperanza y desesperación
radicales discursos de renovación democrática,
propuestas teóricas de democracia directa,
intentando hacer desviar el cauce de la Historia
desde el paradigma social del sufragio universal
a un nuevo paradigma social de ciudadano-político.


Sabemos que al poder oligárquico y opresor tradicional
(en la variante terminológica que sea),
no le interesará nunca por principio identitario ampliar el poder político
de modo transversal e igualitario
al conjunto de la ciudadanía,
¿pero nos llevaríamos tal vez la desagradable sorpresa de constatar
que acaso el primer traidor y saboteador
de esa propuesta de democracia directa
sería esa mayoría del propio pueblo
que prefiere siempre la comodidad de la conducta gregaria
a la incomodidad de la comprometida acción individual?




Biel Rothaar
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.